profesionales

La Covid-19 ha acelerado la llegada de la cuarta revolución industrial, activándose una disrupción tecnológica en todos los sectores profesionales. Como consecuencia de este cambio, las empresas necesitarán contar con profesionales que habiliten y maximicen el valor de esta transformación.

Según el informe, The Future of Work, un gran número de profesionales – con especial hincapié en aquellos en posiciones de liderazgo – necesitarán realizar un reskilling y upskilling laboral con el objetivo de adquirir estas 5 habilidades clave.

1. Sensibilidad tecnológica
Profesionales que además de ver el potencial comercial de la tecnología, posean también una visión estratégica y transversal que inspire a sus compañeros. Deberán haber estado expuestos a la transformación digital, y contar con la sensibilidad necesaria como para desempeñar su papel a medida que las tecnologías continúen desarrollándose e influyendo en su rol, a su mercado y a sus equipos.
2. Business Intelligence
Los datos serán el combustible que impulse nuevos productos, servicios e innovaciones. Se demandará que los profesionales puedan convertir los datos en inteligencia empresarial. La gestión de la información y el uso eficaz del big data serán cruciales: esta capacidad permitirá a los profesionales ser más eficientes, entender mejor las oportunidades del mercado, aplicar una correcta rentabilidad a los proyectos, y sacar la máxima productividad de sus equipos de trabajo.
3. Liderazgo del cambio
Los mercados se moverán cada vez más rápidamente por lo que las organizaciones necesitarán líderes que guíen y motiven a sus equipos, que les ayuden a tener éxito en este contexto de cambio continuo, dentro de un entorno muy volátil y poco predecible.
4. Culturización corporativa virtual
Muchas organizaciones incrementarán el trabajo remoto, una modalidad que requiere que los profesionales tengan la capacidad de colaborar y fomentar una cultura corporativa digital.
5. Gestión de crisis
En un mercado altamente complejo, las organizaciones demandarán profesionales que evalúen y mitiguen el riesgo de forma proactiva, que sean asertivos y ayuden a las organizaciones durante los tiempos difíciles.

Imágenes del artículo: marten-bjork-unsplash

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here