fbpx
InicioDestacadasEl impacto del neuromarketing en la CX de los supermercados

El impacto del neuromarketing en la CX de los supermercados

El neuromarketing se basa en comprender cómo nuestro cerebro responde a los estímulos y cómo aprovechar esta información para diseñar entornos atractivos

En la actualidad, el neuromarketing se ha convertido en una herramienta cada vez más relevante en el ámbito del marketing y la publicidad. Como detallamos hace un par de meses, este concepto se encuentra muy unido a la mejora de la experiencia de cliente (CX) y, en consecuencia, al éxito empresarial. Esta disciplina, ciencia o tendencia, combina los conocimientos de la neurociencia con las estrategias de mercado para comprender y aprovechar el comportamiento del consumidor.

Como afirman desde Wola Publicididad, marca que ya nos acercó su punto de vista este año sobre otro aspecto muy candente dentro de la experiencia de cliente, como la employee experience, el neuromarketing juega un papel fundamental en los supermercados para impulsar la CX, generando estímulos y emociones que influyen en sus decisiones de compra. Por ello, a través de este artículo, exploraremos en detalle cómo afecta esta ciencia en los supermercados y cómo sus técnicas pueden influir en nuestras elecciones de compra.

neuromarketing

¿Cómo influye el neuromarketing en la CX?

El neuromarketing se basa en comprender cómo el cerebro de los consumidores responde a los estímulos y cómo se puede aprovechar esta información para diseñar entornos atractivos y eficientes. Por ello, existen muchísimas campos en los que se puede aplicar esta ciencia. A continuación explicaremos algunos de ellos:

Diseño del entorno:

La disposición de los productos, la elección de los colores, la iluminación y la música ambiental son muy importantes. Por ejemplo, se ha demostrado que los colores cálidos y brillantes pueden estimular el apetito, mientras que la música suave puede generar una sensación de relajación y aumentar el tiempo de permanencia en la tienda. El portal especializado Neuromarketing.la, afirma que cuando una persona experimenta melancolía, frustración o cualquier afectación emocional, buscará satisfacer ese vacío con una compra que la haga sentir bien.

Además, la ubicación estratégica de los productos más populares en lugares estratégicos, como cerca de las entradas o en pasillos principales, facilita su visualización y aumenta las posibilidades de compra.

la música suave puede generar una sensación de relajación
y aumentar el tiempo de permanencia en la tienda

Posicionamiento de productos:

El neuromarketing también se aplica en la colocación estratégica de productos en los supermercados. Los estudios han revelado que los productos ubicados a la altura de los ojos suelen recibir más atención y, por lo tanto, tienen una mayor probabilidad de ser adquiridos. Esto es especialmente relevante para las marcas que buscan destacar entre la competencia y aumentar sus ventas. Además, la agrupación de productos relacionados puede influir en las decisiones de compra, ya que estimula la asociación de ideas y facilita la elección del consumidor. Por ejemplo, colocar los ingredientes necesarios para una receta juntos puede impulsar la compra de todos los elementos necesarios para preparar esa receta en particular.

Estrategias de precios:

Algo que ya es casi cultura general, es que los precios que terminan en .99, por ejemplo, crean la percepción de una oferta o descuento, aunque la diferencia real sea mínima. Hablando claro, es una diferencia de un único céntimo, pero para nuestra mente inconscientemente parece más. Esta técnica, conocida como precios psicológicos, explota la tendencia del cerebro humano a centrarse en la parte entera de un número, ignorando los centavos restantes. Así lo señala Jorge Anduix, representante de la agencia de marketing Inprofit a Business Insider, en el portal ComputerHoy. Además, el uso de letras más grandes y llamativas para resaltar los precios reducidos puede captar la atención del cliente y fomentar la compra impulsiva.

neuromarketing

La importancia de las emociones

Como nos comentó Agustín López Quesada, experto en la materia, cuando se trata de la CX, las emociones pueden ser determinantes en la toma de decisiones de compra. Los estudios han revelado que las emociones positivas generan una mayor conexión emocional con una marca, lo que a su vez aumenta la lealtad y la satisfacción del cliente. Por otro lado, las emociones negativas pueden tener un impacto duradero y perjudicial en la relación con el cliente, incluso si el problema se resuelve posteriormente.

Por otro lado, el neuromarketing también se enfoca en la experiencia sensorial del cliente en los supermercados. Algunos supermercados utilizan muestras gratuitas de productos o stands de degustación para estimular los sentidos del cliente y promover la compra. El acto de probar un producto activa las áreas cerebrales relacionadas con el placer y el disfrute, creando una experiencia positiva y aumentando la probabilidad de compra. Además, el aroma de ciertos productos, como el pan recién horneado o el café, puede generar una sensación de familiaridad y comodidad, lo que aumenta la probabilidad de compra.

¿Es ético ‘jugar’ con los clientes?

«En neuromarketing, en la neurociencia y en muchas disciplinas y ciencias más, siempre existirán cuestiones de ética por medio. Solo el tiempo dirá cuál es el camino que muchas ciencias del comportamiento humano transiten e incluso el que la humanidad misma en su conjunto tome», apuntan desde la Escuela Internacional de Neurociencia Empresarial.

La ética del neuromarketing, especialmente en el contexto de los supermercados, plantea cuestiones fascinantes y delicadas sobre el uso de la psicología y la manipulación para influir en las decisiones de compra de los consumidores. A decir verdad, no es nada que no haya ocurrido desde el comienzo de la publicidad. Si bien es cierto que los supermercados han utilizado estrategias de marketing tradicionales durante años, el neuromarketing introduce un nivel adicional de comprensión del comportamiento humano que plantea dilemas éticos.

Una de las preocupaciones éticas más debatidas es si es ético condicionar a los clientes y jugar con su psicología para aumentar las ventas. Si bien todas las prácticas anteriormente mencionadas pueden considerarse prácticas comunes en el ámbito del marketing, hay personas que argumentan que manipular los procesos mentales de los consumidores de manera subconsciente es moralmente cuestionable.

En última instancia, la ética del neuromarketing en los supermercados implica un equilibrio entre la influencia y el respeto a la autonomía del consumidor. Es importante que los supermercados y los profesionales del marketing actúen con responsabilidad, transparencia y consideración ética al emplear técnicas de neuromarketing.


En conclusión, mediante la implementación de la omnicanalidad, el neuromarketing y otras tendencias de la CX, los supermercados tienen la oportunidad de mejorar significativamente la satisfacción de los clientes, al mismo tiempo que aseguran su crecimiento continuo en un mercado competitivo y en constante evolución.

Creditos: Mohamed_hassan en pixabay - rizaaprilliana46 en pixabay - GDJ en pixabay

artículos relacionados

«Una oportunidad impagable»: conoce las experiencias de Contact Center...

Nuestra gala de premios y nuestros tres formatos estrella continúan enriqueciendo al sector de la CX con cada una de sus celebraciones

Vivofácil refuerza sus políticas de atracción y fidelización de...

El modelo de conciliación de Vivofácil para toda la plantilla forma parte del compromiso con la igualdad y la diversidad

Intelcia consolida su presencia en Galicia con la inauguración...

La compañía de servicios de outsourcing, Intelcia, refuerza su presencia en Galicia con una inversión de 500.000€ en un nuevo contact center en A Coruña, alineándose con sus objetivos de crecimiento y expansión, y creando nuevos puestos en áreas clave como RRHH, TIC de soporte local y OPS Managersencargados de la operatividad de la compañía.

Guía de Empresas