modelo de trabajo híbrido

Hace un año, el trabajo en remoto se implantó, a marchas forzadas, como el modelo de trabajo más seguro, con motivo de la crisis sanitaria. Ahora que el teletrabajo ya está consolidado, es el momento de cuestionarse su futuro. ¿Ha llegado para quedarse? ¿Experimentaremos un nuevo salto disruptivo hacia un modelo de trabajo híbrido?

Para resolver estas dudas, Microsoft ha realizado su primer Índice de Tendencias Laborales, Work Trend Index, “La próxima gran disrupción es el trabajo híbrido: ¿estamos preparados?”. Este informe tiene como objetivo obtener una visión sobre las hipótesis planteadas en torno al modelo de trabajo mantenido hasta ahora. Así mismo, el informe destaca siete tendencias del trabajo híbrido que todos los líderes empresariales deben conocer al adentrarse en esta nueva era en la que nos encontramos.

Las decisiones que tomemos hoy tendrán un impacto en nuestras organizaciones durante los próximos años. El momento actual requiere de una visión clara y una mentalidad de crecimiento”, afirma Jared Spataro, vicepresidente corporativo de Microsoft 365. “Estas decisiones tendrán un impacto en todo, desde cómo dar forma a la cultura empresarial, hasta cómo atraer y retener el talento, pasando por la forma de fomentar mejor la colaboración y la innovación”.

Los resultados del estudio sugieren que este último año se ha producido un cambio profundo en la propia naturaleza de los entornos laborales. Mientras que las reuniones virtuales duplicaron el tiempo de duración en todo el mundo y el número de correos electrónicos aumentaba  en 40.000 millones, sólo el pasado mes de febrero en comparación con el mismo periodo de hace un año. Además, destaca que el trabajo se ha humanizado. Casi el 40% indica que se siente más cómodo “siendo ellos mismos” en el trabajo que antes de la pandemia, y uno de cada seis ha llorado junto a un compañero este año.

Sin embargo, la investigación también muestra que estamos en la antesala de una disrupción en el lugar de trabajo:

  • El 73% de los trabajadores encuestados quiere que continúen las opciones flexibles de trabajo remoto.
  • Las ofertas de trabajo a distancia en LinkedIn se multiplicaron por más de 5 durante la pandemia.
  • Más del 40% de la mano de obra mundial está considerando dejar su empresa este año y el 46% está planeando mudarse ahora que puede trabajar a distancia.
  • En resumen, abordar el trabajo flexible impactará directamente en quién se queda, quién se va y quién se incorpora a una empresa.
Fuente: Microsoft Work Trend Index

Para ayudar a las organizaciones en la transición, el Work Trend Index 2021 expone las conclusiones de un estudio de más de 30.000 personas en 31 países -entre los que se encuentra España-, y analiza billones de señales agregadas de productividad e indicadores sobre el trabajo a través de Microsoft 365 y LinkedIn. También incluye perspectivas de expertos que han estudiado la colaboración, el capital social y el diseño del espacio en el trabajo durante décadas.

Siete tendencias para el modelo de trabajo híbrido

El informe señala siete tendencias del trabajo híbrido que todo líder empresarial debe conocer a medida que nos adentramos en esta nueva era del trabajo:

  • El trabajo flexible ha llegado para quedarse.
  • Los directivos no están en contacto con los empleados y necesitan una llamada de atención.
  • La alta productividad está ocultando una mano de obra exhausta.
  • La Generación Z está en peligro y necesitará ser dinamizada.
  • La contracción de los círculos de colaboración pone en peligro la innovación.
  • La autenticidad estimulará la productividad y el bienestar.
  • El talento está en todas partes en un mundo laboral híbrido.

Además de exponer los aspectos en juego para el futuro del trabajo, el Índice de Tendencias Laborales identifica cinco estrategias para que los líderes empresariales comiencen a materializar los cambios necesarios:

  • Crear un plan para capacitar a las personas que les confiera una gran flexibilidad.
  • Invertir en espacio y tecnología para unir los mundos físico y digital.
  • Combatir el agotamiento digital desde la cima de las organizaciones.
  • Dar prioridad a la reconstrucción del capital social y la cultura empresarial.
  • Repensar la experiencia de los empleados para competir por los mejores y más diversos talentos.

“Durante esta pandemia hemos observado una rápida aceleración de ciertas tendencias anteriores a la Covid-19. Pero quizás, una de las tendencias más interesantes es el aumento del trabajo remoto. A medida que se democratizan las oportunidades con el trabajo a distancia y el movimiento del talento, veremos una dispersión de las capacidades en todo el país y este es el momento para que los dirigentes empresariales aprovechen la oportunidad de acceder a diferentes destrezas y talentos que antes no estaban a su alcance.”, indica Karin Kimbrough, Chief Economist, LinkedIn

Imágenes del artículo: Israel Andrade, Unsplash, Microsoft Work Trend Index